Home > Glosario > AIE

¿Qué es la AIE?

Entendemos por AIE (Agrupación de Interés Económico) una sociedad mercantil constituida por varias empresas, con el fin de mejorar la actividad económica de tales socios. En España, la AIE no se incorporó hasta la década de los noventa.

Esta sociedad mercantil, con derechos especiales para el favor de las empresas asociadas, pretende que los miembros desempeñen sus funciones de forma homogénea, si bien no se incluye en este acuerdo la fundación de una personalidad jurídica única.

Objetivos de la AIE

Entre los objetivos que tiene la AIE, destaca el asesoramiento que ofrece a la sociedad para aumentar su economía, mediante recursos financieros como las becas o las ayudas económicas, además de la formación, la promoción, los cursos de preparación, etcétera. 

Este asesoramiento tiene un fin muy bien definido que podemos englobar de esta manera:

  • Conseguir que las empresas socias prosperen y se desarrollen.
  • Aumentar el rendimiento y beneficios de las empresas socias.
  • Defender los derechos económicos y los de propiedad intelectual de la sociedad.
  • Mejorar la protección legal de las empresas o personas socias.

La AIE se enorgullece de gestionar sus sociedades con transparencia y compromiso.

Miembros de la AIE

En la actualidad, ser miembro de la AIE es completamente gratuito y pueden formar una sociedad mercantil con derechos especiales al menos dos entidades, empresas o personas. La responsabilidad es ilimitada y no existe un mínimo de capital como requisito.

 

No obstante, la AIE únicamente tiene una puntualidad que resulta necesario recalcar: solo las personas dedicadas al sector agrícola, artesanal o empresarial, así como las empresas sin ánimo de lucro que se dedican a la investigación y las personas que ejercen profesiones de carácter liberal, están admitidas en la sociedad.

 

Concretamente, la AIE divide las sociedades que forma en tres estamentos:

 

  • El primero está destinado para los empresarios agrícolas y los artesanos
  • El segundo alude a las entidades sin ánimo de lucro que se dedican a la investigación, como corporaciones, asociaciones o fundaciones
  • El tercero engloba a las personas físicas que ejercen trabajos liberales, es decir, los trabajadores que ofrecen servicios sin dependencia laboral o administrativa

 

Si una entidad, persona o empresa cumple con estos requisitos, puede entrar en la AIE.

Eligenio: Elegir bien, es genial

¿Quieres ahorrar en tu factura de luz y gas? Elegir bien ya tiene nombre: Eligenio
¿Quieres ahorrar en tu factura?