Suscríbete a nuestra Newsletter

Buscador
¡Ahorra en luz y gas!
¡Ahorra en luz y gas!

> Glosario > Descarbonización

¿Qué es la Descarbonización?

La descarbonización es uno de los objetivos fundamentales en la lucha contra el cambio climático. Consiste en eliminar gradualmente las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) a la atmósfera, para frenar el calentamiento global. 

Según las últimas estimaciones, para conseguir este objetivo sería necesario descarbonizar nuestra economía en un 80-85%. Pero, ¿cómo funciona exactamente la descarbonización? ¿Cómo se puede conseguir? En este artículo vamos a dar respuesta a estas preguntas.

La descarbonización es un proceso a largo plazo que tiene como objetivo reducir las emisiones de gases contaminantes a la atmósfera producidas por la actividad humana. Dado que el dióxido de carbono (CO₂) es el gas con mayor impacto en el cambio climático, se suele usar como indicador para medir el progreso de la descarbonización. 

El objetivo final de la descarbonización es lograr una economía neutra en carbono para 2050. Para ello, según el informe del IPCC (Intergovernmental Panel on Climate Change), será necesario reducir las emisiones globales a menos de 42 gigatoneladas de CO₂ al año. 

Esto permitiría limitar el calentamiento global al máximo dentro de lo posible, evitando así los peores efectos del cambio climático y pudiendo prevenir muchas de sus consecuencias más dañinas para el medio ambiente.

A día de hoy, la descarbonización se ha convertido en uno de los objetivos fundamentales a nivel mundial en la lucha contra el cambio climático. Se trata de un proceso a largo plazo que requerirá la implicación y el compromiso de todos los sectores. 

Para lograrlo, se están llevando a cabo diversas iniciativas a nivel internacional, como la recientemente firmada Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible, o el Acuerdo de París del año 2015.

Claves para conseguir la descarbonización

Como ya hemos mencionado, la descarbonización se basa en la reducción de las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI), especialmente el dióxido de carbono (CO₂). Para ello, se deben adoptar medidas para mejorar la eficiencia energética y fomentar el uso de energías renovables. 

Algunos de los sectores con mayor impacto en el cambio climático son la agricultura, la industria y los transportes. Por eso, se están llevando a cabo diversas iniciativas para mejorar la eficiencia y reducir las emisiones en estos ámbitos. 

Por ejemplo, a día de hoy se están desarrollando nuevas tecnologías para mejorar la eficiencia energética en los procesos industriales, así como el uso de biocombustibles en los transportes. 

También se está fomentando el uso de energías renovables, como la solar, eólica o hidráulica, que no emiten CO₂; o de otras que son ligeramente contaminantes pero que tienen un impacto mucho menor en la atmósfera, como la nuclear o el gas natural.

A nivel doméstico, también podemos hacer nuestra parte para descarbonizar la economía. Por ejemplo, cambiando nuestros hábitos de consumo (comprando productos sostenibles o menos contaminantes), o incluso generando energía renovable en casa mediante la instalación de paneles solares.

Eligenio: Elegir bien, es genial

¿Quieres ahorrar en tu factura de luz y gas? Elegir bien ya tiene nombre: Eligenio
¿Quieres ahorrar en tu factura?

Términos relacionados

Anteriores

Derechos de verificación

Si quieres descubrir qué son los derechos de verificación, en este post vas a poder encontrar toda la información que estás buscando.

Desarrollo sostenible

¿Sabes qué significa el término Desarrollo Sostenible? Conoce cuáles son sus causas y su definición dentro del glosario de Eligenio.

Siguientes

Descarga eléctrica

Averigua los efectos que puede tener la descarga eléctrica sobre tu cuerpo y qué medidas de prevención adoptar para evitar sufrir este accidente

Detentor

Descubre en qué consiste un detentor y dónde lo puedes localizar. Averigua si te conviene tenerlo abierto o cerrado para seguir ahorrando dinero.